Guía de Compra equipos de transferencia

Posted on 31 julio, 2018 By With no comments

Es importante saber cómo podemos ayudar a una persona a moverse cuando ésta no puede hacerlo de manera independiente. A veces utilizamos la fuerza, pensando en que cuanto más rápido lo hagamos, mejor. Pero resulta que, si respetamos unas pocas normas, y procuramos ayudar bien en lugar de rápido, las movilizaciones y trasferencias saldrán mejor y además cuidaremos nuestro cuerpo y el de la persona que movemos. Aquí os presentamos la guía de compra de equipos de transferencia.

Equipos de transferencia

Las ayudas para las transferencias son productos de apoyo que ayudan a mover a las personas dependientes con seguridad y al mismo tiempo previenen de lesiones al cuidador o la persona que ayuda en el cuidado.

Las ayudas, también conocidas como sujeciones físicas, se tratan dispositivos de diferente tipo y detalle -mecánicos o físicos-, colocados en las personas mayores o discapacitados, para controlar las movilizaciones y favorecer el acceso y el movimiento de la persona por parte del cuidador.

En el mercado existen diferentes soluciones que ayudan a la movilización y transferencia de personas:

 

  1. Discos giratorios

Los discos giratorios son mecanismos que permiten ayudar a la transferencia de la persona. Estos equipos de transferencia se colocan en el suelo y los pies del usuario se ponen sobre el disco de transferencia, lo que permite que el usuario puedas girar sobre un ángulo de 90 grados, lo que evita que el trabajador tenga que realizar movimientos de giro.

Sus ventajas son:

  • El coste es muy reducido.
  • Ayudan a evitar los giros de tronco y reducen la fuerza necesaria cuando se tiene que re-orientar la posición del usuario (por ejemplo, de la cama a la silla o viceversa).

Los aspectos que deben tenerse en cuenta son:

  • Han de usarse conjuntamente con otras ayudas, ya que no evitan la movilización previa a que el usuario apoye los pies en el disco.
  • El usuario ha de tener la capacidad de mantenerse de pie (aunque sea con ayuda)
  • Existen discos de muy distinto tamaño, por lo que hay que comprobar que los que se adquieran son suficientemente grandes para los pies del usuario.
  • La altura de los discos también es variada. Los discos grandes pueden volcar si el peso del usuario no está distribuido de manera uniforme. Sin embargo, los discos altos son más fáciles de recoger (aunque también existen modelos con asideros que facilitan su colocación y transporte).
  • Los discos varían en peso: los de mayor peso pueden ser más seguros y estables, pero más difíciles de recoger y transportar. Por ello ha de tenerse en cuenta la frecuencia de uso.
  • Es necesario revisar periódicamente la suavidad de giro de los discos y comprobar que la superficie de apoyo sigue siendo antideslizante. La limpieza periódica también es recomendable.

Gracias a los discos giratorios se nos facilitará la tarea a la hora de poder mover a las personas de pie y hacerlas girar de manera ligera y segura. Será ideal para poder hacer transferencias de una silla a otra, por ejemplo. Para usar esta ayuda es necesario que la persona aún tenga algo de fuerza en las piernas y aunque no pueda desplazarse pueda mantenerse en pie. Si la persona no puede hacerlo lo mejor siempre es el uso de grúa.

RECOMENDADO POR 

 

Equipo de transferencia

  1. Cinturón y sabanas deslizantes para movilizaciones

Los cinturones facilitan las transferencias entre sillas, al w.c… Usándolo junto al disco giratorio facilita la transferencia, optimizando el esfuerzo. Al igual que el disco giratorio debe usarse con personas que puedan sujetarse y aún tenga algo de fuerza en las piernas.

Los sistemas de transferencia proporcionan transferencias laterales dignas y en posición vertical, a diferencia de cualquier otro dispositivo de elevación o de transferencia del mercado. “Sin elevación” significa que el dolor y las lesiones de los hombros y brazos del paciente son reducidos notablemente.

La fricción causada por el movimiento se absorbe por este sistema, no por la piel del usuario. Hacer uso de los equipos de transferencia “sin elevación” es importante tanto para el cuidador como para el paciente. Las estadísticas muestran que el personal de enfermería encabeza las indemnizaciones por lesiones de espalda. Muchos estudios han vinculado estas lesiones directamente a las tareas de mover a los pacientes.

Por ejemplo, para evitar tanto lesiones en el cuidador como posibles caídas o accidentes es muy útil comprar un cinturón de ayuda como equipo de transferencia o unas sábanas deslizantes, ya que estas ayudas favorecen considerablemente movimientos cotidianos como pasar a una persona de la cama a la silla de ruedas o viceversa.

Con este tipo de ayudas técnicas, se logra evitar las caídas o accidentes en las personas mayores o con discapacidad.

Sus ventajas son:

  • El coste es muy reducido.
  • Ayudan a evitar los giros de tronco y reducen la fuerza necesaria cuando se tiene que re-orientar la posición del usuario (por ejemplo, de la cama a la silla o viceversa).

RECOMENDADO POR 


  1. Tablas de transferencias

Una tabla como equipo de transferencia es un tablero rígido o semi-flexible que facilita el traslado de una persona entre dos superficies diferentes o ayudarle en la movilidad en diversas situaciones ya sea, por si sola o de manera asistida, y que permite trasladarse con mayor facilidad ante una condición de movilidad reducida.

Estos mecanismos de traslado suelen estar fabricadas en plástico con un lado deslizante y el otro antideslizante. Permiten transferir al usuario tumbado entre superficies de igual altura o desde una superficie a otra más baja. Algunos de este tipo de tablas pueden usarse conjuntamente con sábanas deslizantes para reducir la fricción entre el usuario y la tabla.

Los aspectos que deben tenerse en cuenta son:

 

  • No se recomienda su uso entre superficies de desigual altura, ya que pueden resultar inestables. La posibilidad de regular la altura de las superficies (cama, camilla, silla) es la combinación adecuada a usar junto con las tablas como equipos de transferencia.
  • Aunque muy reducido, sigue existiendo riesgo asociado a la aplicación de fuerza y al manejo de cargas.
  • Se recomienda que el proceso de transferencia se haga por más de un cuidador.
  • Es recomendable que el usuario tenga ropa puesta para facilitar el deslizamiento. Si no es así, la tabla de transferencia debería usarse junto con un recubrimiento de tela o una sábana deslizante.
  • Al adquirirlas hay que asegurarse que las esquinas están redondeadas y los bordes no son cortantes.
  • Si la transferencia se hace a un elemento móvil (camilla o silla de ruedas) hay que asegurarse de que están frenados.

Hay algunos aspectos importantes a la hora de comprar tablas de transferencias. Aquí intentaremos resumirlos para ti, esperando que puedas tomar tu decisión de manera más sencilla.

  • Condición y peso de la persona a transportar: hay tablas como equipos de transferencia que se utilizan para el traslado de personas de una cama a otra, porque no disponen la posibilidad de sentarse. En este caso, requerirás una tabla de transferencia lo suficientemente larga, así como los agarres correspondientes que permitan a los auxiliares levantar el peso de la persona. También hay tablas de transferencia adecuadas únicamente para personas que pueden sentarse por lo que su largo es menor, pero son muy resistentes ya que deben aguantar el peso total en una zona específica. El peso de la persona es un aspecto fundamental a considerar, la mayoría de los fabricantes lo incluyen en sus especificaciones y si no fuera así, asegúrate de consultar antes. Lo menos que queremos es que una tabla de transferencia se rompa durante el traslado.
  • Material del cual está elaborada la tabla de transferencia. Al comprar tablas como equipos de transferencias debemos asegurarnos que el material sea lo suficientemente resistente como para aguantar el peso, pero también que sea impermeable, que cuente con piezas antideslizantes y que en la parte superior posea poca fricción. Las mejores tablas de transferencia están elaboradas con plástico de alta durabilidad para que sean ligeras y fácil de manipular, pero a la vez resistentes y confiables.
  • Diseño anatómico: nada más peligroso que comprar tablas como equipos de transferencia con bordes puntiagudos porque puedes causar una herida a la persona que requiere ser movilizada. Lo más recomendable es que los bordes estén redondeados y que no estén elaboradas en material cortante.
  • Grado de independencia de la persona: sí, sabemos que las personas que necesitan una tabla de transferencia requieren ayuda, pero hay algunas que pueden ser más independientes que otras. Para ellas pueden recomendarse las tablas de transferencias sin asas a los lados, debido a que el mismo usuario ejerce de punto de apoyo con la tabla. Para las personas que requieren obligatoriamente de un cuidador, se recomiendan más las tablas que tienen un punto de anclaje o soporte para que éste pueda ayudar con el peso.
  • Precio tablas como equipos de transferencia. Obviamente es un aspecto a tomar en cuenta, te agradará saber que por lo general no son tan caras. Para que te des una idea, nuestro próximo apartado se refiere precisamente a una comparativa de características y precios que te permitirá saber el rango de euros que necesitas invertir.

RECOMENDADO POR 


Equipo de transferencia

 

  1. Ayuda para transferencia e incorporación

Los equipos de ayuda técnica que permite realizar las transferencias de forma más segura y cómoda para las personas dependientes y con menos esfuerzo para el trabajador que las transferencias hechas de forma manual. Su ventaja es que estos equipos de transferencia y productos permiten: realizar todo tipo de transferencias: silla de ruedas, cama, inodoro, ducha, bañera, etc., realizar traslados (por ejemplo, del dormitorio al cuarto de baño), elevar al usuario desde un sillón, una cama o un asiento.

Las ayudas técnicas son seguras y cómodas, disminuyen la posibilidad de caída del usuario, evitan adoptar malas posturas al ser trasladado y reducen considerablemente el riesgo de lesiones de espalda en los trabajadores.

Algunas personas son reticentes al uso de estos equipos de transferencia y prefieren hacer las transferencias por otros medios, sin embargo, las causas de rechazo no están justificadas:

  • Las transferencias con estos equipos de transfernecia permiten al trabajador prestar más atención al usuario al no estar ocupado haciendo un esfuerzo.
  • Los equipos de transferencia e incorporación son fáciles de usar, y las transferencias necesitan menos precisión y entrenamiento frente las transferencias manuales.
  • La aceptación de los equipos de transferencia depende del usuario, pero es importante transmitir seguridad y confianza en su uso.

Antes de adquirir un equipo de transferencia es necesario tener en cuenta una serie de criterios o aspectos relacionados con las personas que van a utilizar la grúa, el lugar donde se va a utilizar y para qué se va a utilizar.

  • Adecuación al usuario: el equipo de transferencia debe ser adecuado al peso, las dimensiones y las características personales.
  • Adecuación al uso: el equipo de transferencia estar preparado para realizar todas las transferencias y traslados que sean necesarios de la forma más cómoda y sencilla para el usuario y el trabajador.
  • Adecuación al entorno: Es necesario analizar el lugar donde se va utilizar el equipo para comprobar que éste puede funcionar de forma correcta en todas las situaciones previstas.

RECOMENDADO POR 


Puedes encontrar más productos de equipos de transferencia en nuestro catálogo de compra.

Leave a Reply

14 − 9 =